Tendencias |  GASTRONOMÍA

Vinos y hallacas

por ADRIANA GIBBS  |  DOMINGO 16 DE DICIEMBRE DE 2012
Con este plato propio de la Navidad en Venezuela presento otra manera de hacer el descorche del mes, que consiste en ensayar armonías gastronómicas con preparaciones presentes en nuestra mesa.   

El panel de cata estuvo integrado por (de izquierda a derecha): el periodista Alberto Veloz, Ivanova Decán, integrante de la Academia Venezolana de Gastronomía; María Fernanda Di Giacobbe, chef de Vinósfera; y Paulo Chacón, sommelier de Vinósfera con estudios en la escuela inglesa Wine & Spritis. El ejercicio se hizo en dos tiempos: en una primera ronda se cataron a ciegas los vinos; luego, se probaron junto con el plato elegido para comprobar si se daba o no la armonía.

Esta vez se hizo con la hallaca caraqueña que se ofrece en Vinósfera, en cuyo guiso están presentes sabores dulzones, salados y especiados. Las combinaciones funcionaron con los tres vinos que acá se comentan...

Trapiche Roble Syrah 2010 / Bs. 102
Este tinto argentino -de intenso color púrpura- resultó una feliz combinación con el plato navideño. En nariz regala aromas dulces (afrutados) junto con notas especiadas. En boca se siente equilibrado y es de mediana intensidad (en cuerpo) y amables taninos. La armonía acá se da por afinidad: el vino tiene lo dulzón y lo especiado de la hallaca caraqueña.

Santa Digna Rosé 2011 / Bs. 100
Esta armonía fue una grata sorpresa para todos. Cuando se evaluó en nariz a este vino chileno, elaborado con 100% uvas cabernet sauvignon, el panel pensó que no iría con la hallaca, pues es dulcemente aromático y regala notas afrutadas. Pero en boca tiene la acidez y el carácter necesarios para poder juntarse con ella. Además, resalta el jurado, puede ir en compañía de la ensalada de gallina.

Sibaris Carménère 2011 / Bs. 150
Buena combinación: disfrutar la contundencia de la hallaca caraqueña con este agradable tinto chileno que se muestra a la vista de color rubí con matices violáceos; en nariz, se le sienten frutos rojos y su paso por barrica (notas de coco). En boca es concentrado. Sería ideal si en la hallaca predominan los sabores dulzones sobre los picantes, pues los taninos, en este vino, se sienten muy presentes. 


Participa (envíanos tu comentario).

 

Comentarios (1)

Jonathan Lima Perez
17.12.2012
12:32 PM

Comentario 4888817

Interesante este reportaje, vivo en el extranjero y siempre existen este tipo de discusiones sobre maridaje entre vino y alimentos "del nuevo mundo". Propongo también algún CAVA, quizá algún rose (fruta ácida, burbujas, taninos más marcados...) demás juegos para combinar con una hallaca... y si nos ponemos patriotas, algún cocktail a base de ron, tan de moda y del que tanto se habla actualmente... sus matices melosos y especiados, además de su contundencia (en algunos casos) podrían ser un buen compañero.


VÍA RÁPIDA A:  
ESPACIO PUBLICITARIO

AHORA EN ESTAMPAS

ENTRETENIMIENTO Cap: 2 Intentos. De la Venezuela Saudita a "El Caracazo"

La historia comienza con una imagen inédita de (...)


 

BELLEZA Y MODA Decálogo de la belleza masculina

•Nutrición. Es importante beber mucha agua y (...)

CUERPO Y MENTE Nueces: aliadas de la mujer

Aunque técnicamente serían uno de "ellos", los (...)


 

COCINA Y SABOR Sabores para llevar

Agua de maíz •Quiénes son Elena Iturriza y (...)



ESPACIO PUBLICITARIO
BLOGS
Ser Espiritual, TERESA LEÓN

Somos los mismos

Si pudiéramos vernos a nosotros mismos desde una perspectiva más amplia y (...)

Conflicto de lealtades y los problemas en la pareja

En una pareja no hay inocentes ni culpables, ni justos o injustos, sino un (...)

Punto Paladar, ADRIANA GIBBS

El arte de afinar quesos en casa

A esto invita Ananké con sus nuevos quesos Galipanero, Paramero y Paramero con (...)




 
Cerrar
Expandir