Las mujeres detrás del plató
En 92 ediciones del Oscar, solo cinco mujeres han sido nominadas como mejor directora a pesar de la calidad y el éxito de algunas de sus producciones

MARIÁNGELA LANDO BIORD

09/03/2020 08:00 am



Las mujeres no solamente están delante de las cámaras cautivando al público con su actuación, voz, talento o personalidad. No. También están tras las cámaras desde donde guían, ordenan, reprenden, elogian y gritan ¡corten!

Todos los años, cada vez que inicia la carrera por los premios cinematográficos, surge la polémica: ¿Por qué son tan son pocas las nominadas? Y también surge la duda: ¿No son todo lo buenas que los jueces exigen o hay en realidad una velada discriminación? Aquí nombramos algunas de las más famosas.

Alice Guy-Blache (1893-1968) fue la primera en ser realizadora de una película y de un metraje de ficción en general. Se le atribuyen más de mil películas y se la considera pionera en efectos especiales, ciencia ficción fílmica y lenguaje cinematográfico (planos, iluminación, montaje y caracterización, entre otros). Vivió entre Francia, Chile, Suiza y Estados Unidos. Fundó varias productoras en Francia y Estados Unidos.



Leni Riefenstahl (1902-2003) pasó a la historia por dirigir las películas de propaganda de la Alemania nazi. Es la directora de la llamada “trilogía de Nuremberg”, formada por los documentales político-propagandísticos La victoria de la fe (1933), El triunfo de la voluntad (1934) y Día de la libertad: nuestras fuerzas armadas (1935), considerados por los expertos como los “más efectivos jamás filmados”. También realizó Olympia en 1938. Después de la Segunda Guerra Mundial negó conocer los crímenes del nacionalsocialismo.

Penny Marshall (1943-2018) dirigió Jumpin’ Jack Flash (1986), Quisiera ser Grande (1988), Despertares (1990), A League of Their Own (1992) y El Hombre Renacentista (1994) con actores de la talla de Tom Hanks, Robin Williams, Robert De Niro o Madonna. Nunca obtuvo una nominación.

Norah Ephron (1941-2012) dirigió comedias románticas como Sintonía de Amor (1993), Tienes un e-mail (1998), Hechizada (2005) y Julie & Julia (2009). Como guionista trabajó en When Harry met Sally (1989), Silkwood (1983) y Heartburn (1986), entre otras. Sus únicas nominaciones fueron en esta categoría.

Jodie Foster (1962), actriz ganadora de dos premios Oscar, se dedica a la dirección desde 2010 con filmes como The Beaver (2011) y Money Monster (2016), así como episodios de Orange Is the New Black, House of Cards y Black Mirror.

Barbra Streisand (1942), ganadora de dos premios de la Academia se convirtió con Yentl (1983) en la primera mujer en escribir, producir, dirigir y protagonizar un film para uno de los principales estudios. En 1991 repitió la experiencia con El Príncipe de las Mareas. Ambos filmes recibieron varias nominaciones al Oscar pero en ninguno de los dos se consideró a Streisand como mejor directora. Yentl, sin embargo, le valió el primer Globo de Oro a Mejor Dirección para una mujer.


Kathryn Bigelow (1951) es la primera y única mujer en ganar el Oscar a la Mejor Dirección por The Hurt Locker (2008), film por el que también recibió el Bafta, el Critics Choice y el Directors Guild. También trabajó en Point Break (1991), K-19: The Widowmaker (2002) y Zero Dark Thirty (2012).

Greta Gerwig (1983) dirigió Little Women en 2019, uno de los filmes nominados al Oscar a Mejor Película aunque ella fue descartada en la categoría de Mejor Dirección. En 2017 dirigió Lady Bird, que sí le valió la nominación como directora.


Sophia Coppola (1971), hija de Francis Ford Coppola, ha dirigido filmes tan variados como The Virgin Suicides (1999), Lost in Translation (2004) y María Antonieta (2006). Recibió una nominación como directora por Lost in Translation.

Según el más reciente estudio de la Universidad del Sur de California, de los 113 directores de las 100 películas más taquilleras de 2019 solo 12 fueron mujeres (10,6%), frente a 101 hombres (89,4%). No obstante, ese 10,6% es más del doble de la cifra registrada en 2018 (4,5%), indica el portal del diario elcomercio.pe.

Las venezolanas
Margot Benacerraf (1926) tiene en su haber Reverón (1952) y Araya (1959). Esta última le mereció el Premio de la Crítica Internacional en Cannes, que compartió con Alain Resnais (por Hiroshima mon amour). Es la primera gran cineasta venezolana.

Fina Torres (1951) es la segunda directora venezolana galardonada en el Festival de Cannes, donde recibió la Cámara de Oro por Oriana (1983). También dirigió Las mujeres arriba (2000), Mecánicas celestes (1993), Habana Eva (2010) y Liz en septiembre (2014). 

Solveig Hoogesteijn (1946), quien llegó a Venezuela en 1947 junto a sus padres: un holandés y una alemana, escribió, dirigió y produjo películas como El Mar del tiempo perdido (1981), Manoa (1982), Macu, la Mujer del Policía (1987) y Santera (1994). Sus películas han ganado 14 premios internacionales y 20 nacionales. También participó en Cannes.

Solo cinco nominadas
1977: Lina Wertmüler por Siete bellezas. Perdió frente a John G. Avildsen (Rocky).
1994: Jane Campion por The Piano. Perdió frente a Steven Spielberg (La lista de Schindler).
2004: Sophia Coppola por Lost in Translation. Perdió frente a Peter Jackson (El señor de los anillos: el retorno del rey).
2010: Kathryn Bigelow por The Hurt Locker. Ganó.
2018: Greta Gerwig por Lady Bird. Perdió frente a Guillermo del Toro (La forma del agua).