¡Recupera el entusiasmo!
Después de superar una situación difícil, lo aconsejable es pasar la página y seguir adelante. Aquí te dejo unos consejos fáciles para recobrar el buen ánimo y tu bienestar

MAYTTE

02/03/2020 08:00 am



A donde quiera que van las personas entusiastas son portadoras de alegría, bienestar y motivación. Tienen confianza en sí mismas y no se dejan influir negativamente por el comportamiento de otros. Tienen motivación propia y siempre están disponibles y dispuestas a actuar. ¿Eres tú una de ellas?
Independientemente de la situación o las circunstancias que te lleven a perder el ánimo en algún momento, ten presente que todo pasa, que hay solución y que siempre puedes volver a empezar. A través de tus recuerdos puedes conectarte con tus logros y experiencias positivas para recuperar la motivación y las ganas de salir adelante.


¡Vamos! Levántate, recupera el entusiasmo y las ganas de vivir, renueva la confianza en ti mismo, mejora tu actitud, sonríe y conéctate de nuevo con la pasión que sientes por perseguir tus sueños, y comparte con otros el producto positivo de ese proceso.

Sigue estos sencillos pasos
-Deja de lado la negatividad. Generalmente son los pensamientos negativos los que sabotean la oportunidad de seguir un impulso positivo en el camino a cumplir nuestras metas y sueños. Es importante que trabajemos en transformar algunos de esos pensamientos a través de la repetición de frases positivas sobre nuestras capacidades y posibilidades y así ganar optimismo y motivación personal. Pongamos distancia entre nosotros y los comentarios pesimistas de otros: no les permitamos que nos hagan dudar y perder la confianza.

-Haz lo que te gusta. Esto definitivamente es una fuente inagotable de bienestar y entusiasmo. Vale la pena que nos tomemos el tiempo necesario para pensar en cuáles son las actividades que disfrutamos y a través de las cuales nos sentirnos motivados, inspirados y entusiasmados. Hagamos una lista y asumamos el compromiso de ir incorporando una a la vez, dentro de la planificación de la semana, de manera que tengamos espacio para ellas. Vence la apatía, deja de ponerte excusas y ve por ellas.

-Tener un motivo. Cuando atravesamos por alguna situación difícil lo primero que perdemos es el ánimo y las ganas de seguir adelante. Se debe cerrar el ciclo, es decir, después de afrontar la situación con valor y haber hecho lo necesario para resolverla, solo nos queda pasar la página y enfocarnos en un nuevo motivo: recuperarte y ganar autoestima. Los hijos, la pareja, un proyecto, una meta, un propósito personal o un sueño pueden ser lo suficientemente atractivos como para levantarnos y ponernos en acción de nuevo. No permitas que la mente te lleve a recordar las experiencias fallidas. Distráela y regresa tu atención siempre al presente, enfócate en darle dirección y empuje a tu vida. ¡Vuelve a empezar!

-Rodéate de personas positivas. Cuando de recuperar el entusiasmo se trata, compartir con personas optimistas es un antídoto maravilloso contra el desánimo. No te quedes solo y mucho menos encerrado, déjate animar y contagiar por esas personas, sobre todo si sabes que desean tu felicidad sin ningún interés personal. Acepta las invitaciones a hacer algo diferente y divertido, a participar en proyectos y actividades que conecten con tus intereses o para hacer cosas generosas por los demás, que también es una gran fuente de bienestar y alegría.


Te invito para que conversemos en vivo este y todos los jueves a las 10:00pm a través de mi facebook/mayttesepulveda Live, sobre "Cómo mejorar y disfrutar nuestra vida". Voy a responder tus comentarios en vivo. ¡Acompáñame y avísale a tus amigos!