EXPOSICIÓN

Objetos que marcaron el siglo XX

Cubiertos de plástico, una máquina de escribir Valentine, un teléfono Grillo o la primera lámpara flexo, diseñados en el siglo XX, se exponen en una muestra en Londres que analiza su influencia en la sociedad contemporánea.

MIÉRCOLES 20 DE FEBRERO DE 2013
El museo del Diseño de la capital británica inauguró la muestra permanente "Extraordinarias historias sobre objetos ordinarios", que se expondrá hasta el 4 de enero de 2015, cuando este centro ubicado a las orillas del Támesis trasladará su sede al oeste de Londres.

La exposición se divide en seis secciones que recorren la historia del diseño contemporáneo desde la corriente modernista en arquitectura de los años 30 hasta los Juegos Olímpicos de 2012, pasando por la moda, objetos de uso cotidiano o transporte.

Los sillones en los que la familia de los años 40 se sentaba a escuchar la radio, la televisión que la adolescente de los años 80 veía en su habitación o el buzón que su abuelo utilizaba para las cartas son algunos de los ejemplos de "extraordinarias historias" que pueden verse en Londres.

Son los diseños, y no los objetos en sí, los responsables de que persistan en la memoria colectiva estos elementos, aseguró la comisaria de la exposición, Gemma Curtin.

"A veces el mejor diseño son cosas que pasan desapercibidas porque significa que funcionan bien", afirmó Curtin.

Como ejemplo, la exposición muestra, en tamaño real, una señal de tráfico que señaló por primera vez con letras un desvío, el de Nottingham, en los años 60, poniendo así fin al caos que hasta entonces imperaba en las carreteras británicas con señales sólo numéricas.

"Enseñamos cosas porque funcionan, que quizás hayan hecho tu vida mejor, más segura -como en el caso de las señales de tráfico-, que te hayan facilitado la vida, por eso mostramos cuchillos con empuñadura de plástico", detalló Curtin.

Durante este recorrido por la memoria del siglo XX destaca la abundante presencia del plástico, un elemento que en los últimos cuarenta años ha desarrollado una relación ambivalente de amor y odio con la sociedad, según la responsable de la exposición.

"El plástico ha llegado a ser amado y odiado. Sus cualidades hacen que la vida con él sea más fácil, pero llegan a inundar todos los apartados de la vida. Aquí podemos verlo en cubiertos, sillines de bicicleta, sillas, incluso máquinas de escribir y fundas. A veces parece demasiado", afirmó Curtin.


Fuente: EFE




Relacionado con: diseño, historia del diseño

Participa (envíanos tu comentario).

 

ESPACIO PUBLICITARIO
BLOGS
Solo de cine, RAÚL CHACÓN SOTO

¿Qué ver del Festival de Cine Español?

Este 24 de octubre empieza uno de los festivales de cine más esperados por los (...)

Un Gazpacho especial para los niños

En España, cada casa tiene su receta de gazpacho. Y como cada quien lo prepara (...)

Ser Espiritual, TERESA LEÓN

Aviva tu esencia femenina

Hola, bendigo la luz en ti. Te pido algo: imagina una flor frente a ti.  (...)




 
Cerrar
Expandir