ESPACIO PUBLICITARIO
 |  
 |  
Notas

Las raíces de la Nochebuena

El estado de Guerrero en México se hizo tristemente famoso este año debido al asesinato de 43 estudiantes de la Escuela Normal de Ayotzinapa, conocido como la Desaparición forzada de Iguala. Lo que muy poca gente sabe es que esta entidad federativa es también la cuna de uno de los símbolos de la navidad más conocidos del mundo.

por FABIÁN SOTO RUEDA  |  DOMINGO 7 DE DICIEMBRE DE 2014
Conformado por siete grandes regiones que reúne a 81 municipios, algunos de ellos con un Índice de Desarrollo Humano comparable a Chile, Cuba o Catar, esta región mexicana se caracteriza por sus altos contrastes. Por un lado sus exuberantes costas y playas, entre las que destaca Acapulco, y por otro la región montañosa, en el centro del país, donde se encuentra el municipio más pobre de México, Cochoapa El Grande.

Entre ambos polos se extiende un enorme estado que se esfuerza por potenciar sus atributos culturales, turísticos y naturales, con los cuales superar la desigualdad social que también la caracteriza y que una vez más quedó en evidencia en septiembre pasado, cuando un grupo de estudiantes pretendieron robar unos autobuses para movilizar su protesta hasta Ciudad de México.

Iguala, donde se registraron los lamentables hechos, es la tercera ciudad más grande de Guerrero, por su densidad poblacional, dos puestos por detrás de la mágica Acapulco y dos por delante de Taxco, otro de los centros turísticos de este estado y que conforma el "Triángulo del Sol": Acapulco (sur), Ixtapa-Zihuatanejo (norte) y Taxco (centro).

Denominada la "Ciudad Luz" por su belleza arquitectónica, riqueza histórica y sincretismo cultural, Taxco de Alarcón es una de las ciudades de la Sierra Norte, región montañosa con variedad de climas y suelos favorables para los cultivos, aunque por más de cuatro siglos la explotación minera opacó la producción agrícola.

Sin embargo, con la clausura de su principal mina de plata, autoridades locales de Taxco, productores y ciudadanos en general han vuelto sus ojos al campo y, en especial, a aquellas bondades que han pasado desapercibidas como la Flor de Nochebuena o Planta de Navidad.

Conocida como Poinsettia y registrada su origen en Estados Unidos, la verdad es que la Flor de Nochebuena es mexicana y su nombre es Cuetlaxóchitl, vocablo aborigen que significa "flor de pétalos resistentes como el cuero". Un grupo de defensores aztecas ha difundido la historia de que esta planta llegó a Norteamérica a través de Joel Roberts Poinsett, el primer embajador estadounidense en territorio mexicano, quien visitó Taxco de Alarcón y quedó fascinado con lo que pensó era una flor que adornaba plazas e iglesias. Al cumplir su misión diplomática, en 1830, se llevó ejemplares de la Planta de Navidad a Carolina del Sur y empezó a cultivarla. En honor a él se le denominó Poinsettia.

Otros de sus nombres comerciales son Estrella de Navidad, Hoja Pintada, Flor de Pascua, Flor de Fuego, Flor de Santa Catalina y Paño de Holanda; muchas de ellas corresponden a variedades surgidas de la planta mexicana, que técnicamente no es una flor sino un arbusto.

Estas modificaciones genéticas se han dado por más de un siglo permitiendo variaciones en el tamaño, tinte o forma de las hojas. Y debido a que alcanza su esplendor en época de invierno en los países de cuatro estaciones, coincidiendo con la Navidad, se ha generado un importante mercado internacional.

La demanda comercial de la Flor de Nochebuena ha activado a productores mexicanos, especialmente de Taxco de Alarcón, que junto a la Universidad Autónoma de Chapingo trabajan en un catálogo genético ya que en México se conservan al menos 18 variedades originales de Cuetlaxóchitl, de las cuales cuatro ya fueron clasificadas y sometidas a registro para evitar que se repita la historia del siglo XIX.

Sumada a la iniciativa de la investigación, la municipalidad de Taxco creó en 2012 una flor gigante que cubrió la entrada principal de la iglesia de Santa Prisca, templo con más de 250 años de antigüedad y baluarte turístico de la ciudad. Para lograrlo se utilizaron cinco mil plantas en una composición que formó una sola flor apreciable desde el cielo.

Para la Navidad 2014 las autoridades locales aspiran romper el récord Guinness con la Flor de Nochebuena más grande del mundo, y de ser posible hacer retoñar la esperanza en el estado de Guerrero, atropellado por la violencia, la desigualdad y el olvido.



@SotoRueda


Participa (envíanos tu comentario).

 

VÍA RÁPIDA A:  
ESPACIO PUBLICITARIO

AHORA EN ESTAMPAS

Tendencias 2018

Fotografía Santiago Méndez - @santiagom.p (...)

ENTRETENIMIENTO Carlos Cruz: Un cargamento de seriedad

Traslada encima una masculinidad que, para un (...)


 

BELLEZA Y MODA Siempre labios rojos

Inspiración y origen El rojo es el rey de la (...)

CUERPO Y MENTE El entrenador personal de la era digital

Levantarse por la mañana con una botella de agua (...)


 

HOGAR Y ESTILO Prácticas literas

Las literas son uno de los muebles favoritos para (...)



ESPACIO PUBLICITARIO
BLOGS
Ser Espiritual, TERESA LEÓN

Recupera tu energía

En esos momentos en que estás sometido a una avalancha de textos, videos y (...)

Punto Paladar, ADRIANA GIBBS

El paisaje del Penedés en tres copas

520 años tiene Bodegas Raventos i Blanc, bodega de tradición familiar en la (...)

Pare y respire

He visto en varias esquinas la señal de transito conocida por todos que dice: (...)




 
Cerrar
Abrir