Vivir Mejor |  SALUD

Anticoncepción personalizada

No es lo mismo medicar a una paciente muy joven que a una adulta, ni a una diabética que a una hipertensa, por lo que la automedicación puede poner en riesgo su salud.

por CARMEN ISABEL MARACARA  |  imagen: FOTO: WWW.SHUTTERSTOCK.COM | DOMINGO 21 DE JULIO DE 2013
Desde que hace más de 50 años se inició la  con la aprobación de la píldora en Estados Unidos en mayo de 1960, el camino recorrido ha permitido producir fármacos cada vez más especializados, adaptados a las características de las pacientes y con menos efectos secundarios.

A su vez, estos medicamentos son cada vez más accesibles, pues la planificación familiar es materia de políticas públicas y va desapareciendo como tema tabú, gracias, también, a las conquistas de los derechos de la mujer y la mayor conciencia de la salud reproductiva.

Sin embargo, según cifras de la Organización Mundial de la Salud, publicadas en abril 2011 (OMS, Nota descriptiva, N 351), "se calcula que en los países en desarrollo unos 200 millones de parejas desean posponer o detener la procreación pero no utilizan ningún método anticonceptivo". Por otra parte, entre quienes sí emplean métodos hormonales como las píldoras es usual la automedicación, la que puede provocar problemas de salud, pues no todo vale para todas las pacientes.

Un consenso nacional
Con la finalidad de colocar a disposición de la comunidad médica nacional un material de consulta homologado y actualizado, que permita la prescripción adecuada para cada paciente que requiera estos fármacos, un grupo de más de 40 especialistas venezolanos, con el patrocinio de Bayer, participó en la redacción del Consenso anticoncepción hormonal 2013, cuyas editoras fueron las doctoras Mariella Bajares de Lilue y Rita Pizzi La Veglia, el cual fue presentado en junio pasado.

"Para el médico, la elección del método anticonceptivo hormonal adecuado para cada paciente implica la evaluación de los factores clínicos y de estilo de vida particular de la mujer", indicaron las editoras. Así mismo, Pizzi aludió a temas básicos como la fecundidad luego de seguir un tratamiento contraceptivo, indicando que "estudios han demostrado que estos no disminuyen la capacidad de procrear al decidir tener un bebé; incluso, su utilización correcta puede prevenir algunas condiciones que pudiesen afectar la fertilidad en un futuro".

El acudir al especialista le permitirá escoger el mejor método según sus características y condición de salud, que en el caso de la anticoncepción hormonal incluye otros procedimientos, además de las pastillas, como los anillos vaginales, los parches, los implantes intrauterinos de liberación hormonal y las inyecciones.

Avances de la píldora
Para la doctora Indira Centeno, ginecóloga, MsSc en Biología de la Reproducción Humana del Ivic, profesor asociado en la Cátedra de Ginecología HUC-UCV y coautora del consenso citado, las pacientes deben acudir a la consulta ginecológica con regularidad y obtener una atención integral, que permita la evaluación completa de su salud, para así obtener el mejor fármaco o método, adaptado a su historial médico.

"Aunque lo más común son las píldoras de 21 días, con siete días de descanso, hoy existen nuevos lineamientos y hay píldoras para 24 días, con solo cuatro días libres; también se habla de ciclos de 30, 60 o incluso una pastilla para todo el año. Las pacientes pueden preguntarse si tomar algo tan consecutivo será dañino y la respuesta es no, porque esto se ha regulado y estudiado mucho y se ha visto que dosis bajas de manera continua benefician, incluso, ciertas sintomatologías de las pacientes, más allá de la anticoncepción, como el trastorno disfórico premenstrual o el síndrome premenstrual"

"Otra novedad es el tema de los progestágenos. Las mujeres tenemos como protagonistas de nuestro ciclo el estrógeno y la progesterona, entonces las píldoras son fabricadas con esos dos elementos. El estrógeno es el estradiol, farmacológicamente hablando, la versión sintética, usualmente se trata de etinil-estradiol, y la progesterona es el progestágeno. El estrógeno prácticamente no ha sido modificado desde los años sesenta cuando comenzó la píldora, aunque sin embargo se ha ido reduciendo la dosis, pero está empezando a salir una nueva píldora, producida por Bayer, que tiene valerato de estradiol, que es un estrógeno con mayor similitud al estrógeno natural, lo que representa una innovación", explica la especialista.

En cuanto a los progestágenos, añade, sí se ha producido una variedad desde la invención de la píldora, con beneficios más allá de la anticoncepción, ya que pueden tener un "excelente impacto antiandrogénico; es decir, contra el acné, la seborrea, el exceso de vello".

Y aunque todavía no está disponible en Venezuela, otra novedad por llegar son las píldoras que contienen ácido fólico dentro de su composición, lo que evitaría la posibilidad de tener carencia de este elemento en mujeres en edad de gestar y que, por tanto, al suspender las pastillas anticonceptivas pueden quedar embarazadas, sin el riesgo de su deficiencia.

Coordenadas
•Indira Centeno
Telf.: 0212-276.2751



Participa (envíanos tu comentario).

 

VÍA RÁPIDA A:  
ESPACIO PUBLICITARIO

AHORA EN ESTAMPAS

Andrea Dopico en el pico del sabor

Andrea Dopico es de sonrisa espontánea, verbo (...)

ENTRETENIMIENTO Carlos Cruz: Un cargamento de seriedad

Traslada encima una masculinidad que, para un (...)


 

BELLEZA Y MODA Siempre labios rojos

Inspiración y origen El rojo es el rey de la (...)

CUERPO Y MENTE El entrenador personal de la era digital

Levantarse por la mañana con una botella de agua (...)


 

COCINA Y SABOR Bebidas calientes para disfrutar en la mañana

Avena con un toque de canela. Dentro de la (...)

HOGAR Y ESTILO Prácticas literas

Las literas son uno de los muebles favoritos para (...)



ESPACIO PUBLICITARIO
BLOGS
Ser Espiritual, TERESA LEÓN

Recupera tu energía

En esos momentos en que estás sometido a una avalancha de textos, videos y (...)

Punto Paladar, ADRIANA GIBBS

El paisaje del Penedés en tres copas

520 años tiene Bodegas Raventos i Blanc, bodega de tradición familiar en la (...)

Pare y respire

He visto en varias esquinas la señal de transito conocida por todos que dice: (...)




 
Cerrar
Expandir