compartir
 

CUERPO Y MENTE

VERDE ES QUE TE QUIERO VER…

Zoológicos en entredicho

por VERÓNICA PÉREZ | imagen: | LUNES 17 DE JUNIO DE 2013
Cuando estaba pequeña (bueno más porque no he crecido mucho) mi paseo favorito era ir al "Finarrr". Mejor dicho El Pinar. Era un lugar en el que podía pasar horas. Recuerdo que hasta tengo una foto con un cachorro de león a mis pies, junto a mi papá y a uno de mis primos. Aunque no recuerdo cómo se siente tocar a un león, lo hice en algún momento. Obviamente, de pequeña no lograba entender por qué el puma caminaba en círculos en su jaula o por qué el gorila le daba constantemente vueltas a la cabeza, al estilo de un metalero en un concierto. 

Resulta que al ir creciendo los zoológicos me parecieron importantes porque en ellos se realizaban investigaciones, se lograban crías de animales en extinción y los seres humanos lográbamos ver de cerca uno de esos animales que solo veíamos en sueños o en películas. Pero, al mismo tiempo, me imagina yo siendo llevaba por extraterrestres a un zoológico en Marte, dentro de una jaula en la que me lanzaban comida mientras unos enanitos verdes observaban a los habitantes de la Tierra. Me imaginaba volviéndome loca por estar encerrada, en otro planeta, lejos de la gente que quiero y del ambiente en el que me crié. Duro, ¿no?

Hoy, más que nunca los zoológicos como los conocemos están en entredicho. Gracias a Felipe, el cunaguaro mutilado de El Pinar, conocemos un nuevo mal: zoocosis. Esta condición se genera en los animales que están en cautiverio por no relacionarse con los de su misma especie, por estar encerrados, por estar junto a especies consideradas enemigas y que generan temor... Entre muchísimos síntomas entre los que destaca la automutilación. Esta enfermedad podría evitarse de tener zoológicos de tercera generación y una mayor cantidad de personal profesional dedicado al resguardo de los animales. Pese a esto, muchas personas están contra los animales encerrados en zoológicos o acuarios.

Es difícil decidir si consideramos un zoológico de primer mundo o un acuario, como Sea World, lugares apropiados para la investigación o para que los seres humanos conozcamos y apreciemos a nuestros animales y la vida de ellos. Es una discusión que el planeta entero debe participar, y por ahora, saber que debemos exigir a las autoridades mejor atención a los zoológicos porque lamentablemente esto que le ocurrió a Felipe, está pasando a muchos animalitos en cautiverio pues los zoológicos no cuentan con presupuesto ni personal para brindar la atención mínima merecida por ellos. 

Participa (envíanos tu comentario).

 
VÍA RÁPIDA A:  

Verónica Pérez Peña

Cuando estaba chiquita, quería ser casco azul de la Organización de Naciones Unidas. Mas, no reuní las condiciones físicas para hacerlo, así que me decidí por el periodismo, una especie de "cascos azules" de la información. Dos veces egresada de la Universidad Católica Andrés Bello, aún creo firmemente que el poder de cambiar el mundo comienza por el cambio personal, y así, lo intento. "Si algo te preocupa, ocúpate". Siguiendo este sabio adagio se me brindó la oportunidad de crear un blog dedicado a uno de mis mayores intereses: conseguir sanar al planeta Tierra a través de la conciencia. Reconozco que no es una tarea sencilla. Las luchas reales nunca lo han sido y más cuando se batalla contra el empeño del hombre de autodestruirse; pero desde este escenario –y espero que otros- intentaré dar a conocer alternativas, opiniones, personajes, conceptos y asociaciones en pro de un mundo más habitable, donde el día de mañana podamos mostrarle a nuestros descendientes la vida en este hermoso planeta que Dios nos prestó para que se lo devolviéramos mejor de lo que lo encontramos.

ANTERIORES

Verde es que te quiero ver… - VERÓNICA PÉREZ PEÑA

2014
[-]

2013
[+]

2012
[+]

2011
[+]

2010
[+]

cerrar
cerrar