Belleza y Moda

Belleza y Moda11 MAR 2012


Belleza

La delicada piel del contorno de ojos

Es cierto que una persona feliz transmite un brillo en su mirada, pero más contenta y saludable se verá si la piel en la zona alrededor de sus ojos luce con vitalidad y joven. La alimentación, los cuidados preventivos y los tratamientos a tiempo son la clave

por YUBELITZE ANGARITA BORGES | DOMINGO 11 DE MARZO DE 2012


'Los ojos son el espejo del alma", así dice una frase que retrata la importancia de estos órganos encargados de la visión, cuyo brillo y vivacidad imprimen belleza al rostro. Sin embargo, tan vitales son como delicados debido a la piel fina y sensible que los circunda, allí es donde aparecen los primeros signos de la edad y eso amerita una atención especial.

En general, el acercamiento al espejo puede generar preocupación si muestra arrugas periorbitarias, coloración oscura o bolsas en la piel que rodea a los ojos. El estilo de vida estresante que lleva a tener poco descanso, mala alimentación, más bajo consumo de agua, abuso del exceso de rayos solares sin protección, poco tiempo para realizar una correcta limpieza de la piel y el mal humor, definitivamente no ayudan.

Adicional, la dermis (capa profunda) de la piel que rodea a los ojos es muy delgada y vulnerable a los daños, con un espesor aproximado de 0,3 mm en comparación con el resto de la piel del rostro que supera 1 o 2 mm. La doctora Susana Misticone, dermatóloga, señala las alteraciones más frecuentes:

Arrugas alrededor de los ojos o "patas de gallo": estos detalles tan molestos aparecen debido a los movimientos y gestos que hacemos con la piel de esta zona. Generalmente, empiezan alrededor de los 30 años y al principio se tiene sólo cuando se gesticula o hacen muecas y con el tiempo se ven constantemente.
Bolsas: son unos abultamientos en la parte inferior o superior de los párpados. Pueden estar formadas por exceso de grasa y retención de líquidos en esta zona y cuando es así empeoran con el cansancio. También pueden formarse por exceso de piel en esa área, algo que ocurre con el pasar de los años.

Ojeras: es un problema muy común. Consiste en zonas hundidas u oscuras alrededor de los ojos que se producen porque hay poco tejido graso y mayor cantidad de vasos sanguíneos; esto hace que la piel se vea morada o algo azulada. Son muy frecuentes en personas alérgicas o con mal dormir.

Lentigos solares: son manchas oscuras y redondeadas que salen por la exposición solar, no sólo en el contorno de ojos sino en el resto de la cara y en el dorso de las manos.

Xantelasmas: son tumores benignos amarillentos de superficie lisa que aparecen alrededor de los ojos por depósitos de colesterol.

Siringomas: son tumores benignos redondeados del mismo color de la piel, que aparecen como bolitas alrededor del párpado. Los producen las glándulas sudoríparas.

Cualquier edad es buena para prevenir
De acuerdo a la experiencia clínica de la doctora Nohemí Ramos, muchas veces los pacientes que acuden a la consulta manifiestan preocupación por los detalles que han aparecido en la zona del contorno de ojos. Hay una realidad y es que esta piel está sometida a agresiones diarias, entre ellas: medio ambiente, contaminación, rayos solares y el paso de los años que traen el consecuente adelgazamiento de la piel y la disminución de colágeno, elastina y ácido hialurónico. La actividad muscular, que aumenta si son personas muy expresivas, también produce las delgadas líneas que se traducen en las arrugas periorbitarias.

¿Cómo prevenirlas?
Ramos recomienda comenzar desde la adolescencia a adquirir hábitos de higiene adecuados con dermolimpiadores que libran de impurezas a la piel y protegen el manto lipídico. Saber cómo desmaquillar la zona con productos adecuados, sin agredir, y mantenerlo como rutina antes de dormir. Además, es necesario inculcar desde temprana edad los estilos de vida saludables con una alimentación balanceada, actividad física, hábitos para el buen dormir y, fundamental, el uso diario de protector solar (hasta en la casa u oficina) para prevenir lesiones en la piel.

Cuidados de adentro hacia afuera
Así como los pensamientos positivos imparten un brillo especial en la mirada, la alimentación también influye en la lozanía de la piel. La doctora Rossana de Jongh Delgado, médico estético y nutrólogo, señala el consumo de agua como un factor primordial, ya que mientras más baja sea su ingesta más deshidratada lucirá la piel, ocasionando a veces un aspecto cuadriculado si se mira bien de cerca o con espejos y dispositivos de aumento.

"Cuando el consumo de agua es muy bajo hay mayor concentración de sales minerales en la sangre, algo que se traduce en retención de líquidos y le da a la piel que circunda a los ojos un aspecto hinchado; esto puede suceder cuando despertamos o aparecer en el transcurso del día y mejorar conforme pasan las horas. La retención de líquidos puede acentuarse al consumir alimentos altos en sodio, como comidas preparadas con mucha sal, quesos y pescados salados, embutidos, enlatados, chucherías, gaseosas y aguas gasificadas.

El balance alimenticio es esencial para mantener la elasticidad de la piel y prevenir la flacidez que suele aparecer en la piel del tercio inferior del rostro, cuello y contorno de los ojos. "Además, consumos de comida chatarra, alta en grasas saturadas y grasas trans, colorantes, conservantes y sabores artificiales pueden afectar la calidad de la piel, generando un proceso llamado 'estrés oxidativo', que se intensifica aún más si a la alimentación descontrolada se suman hábitos como el cigarrillo o la exposición al sol sin pantallas foto-protectoras. Este estrés es responsable de la aparición de signos de envejecimiento cutáneo incluso prematuro", agrega la especialista en estética y nutrición.

En este sentido, los descensos bruscos y no controlados en el peso también pueden generar flacidez en la piel del rostro y el contorno de ojos no escapa a dicha situación. "Incluso el impacto de los 'rebotes' (descensos e incrementos) del peso podría ser mucho peor, pues genera el estiramiento de fibras colágenas que van perdiendo su capacidad de contracción. Por esta razón los planes de control de peso deben estar supervisados por un especialista y la pérdida de peso debe ser progresiva", subraya Delgado.

Para todo hay una solución
Afortunadamente, los adelantos en la medicina estética brindan tratamientos según sea el caso de la imperfección. A continuación la doctora Misticone señala las opciones disponibles para las alteraciones ya descritas:

Arrugas alrededor de los ojos: Lo más importante es utilizar cremas hidratantes; para prevenir el envejecimiento cremas que contengan vitamina C, ácido hialurónico y algún retinoide tópico como el retinol o el retinaldehido. El uso de protectores solares también es clave.
Actualmente, las inyecciones en pequeñas cantidades de toxina botulínica (mejor conocida como Botox®) se indica cuando las arrugas son muy evidentes y las eliminan por un tiempo de 4 a 6 meses. En el caso de que las arrugas ya sean surcos se utilizan las inyecciones de ácido hialurónico.
Además existen los tratamientos con láser como el de erbium y CO2 que en sus versiones más actuales son fraccionales, así el enrojecimiento se refleja por pocos días. La cirugía plástica se deja para los casos más severos y se combina con los tratamientos anteriores para obtener los mejores resultados.

Bolsas: La solución de este problema es quirúrgica, se hace una blefaroplastia.

Ojeras: En el caso de que sean lesiones hundidas puede rellenarse el área con ácido hialurónico, para mejorar el aspecto durante 9 meses a 1 año. En el caso de la pigmentación oscura la opción es el láser de Q swicht con resultados buenos pero debe repetirse cada 2 o 3 meses.
Lentigos solares: En estos casos la alternativa son algunas cremas despigmentantes con hidroquinona y protección solar, sin embargo, los avances técnicos permiten remover fácilmente con láser de Q swicht o luz pulsada en 1 a 3 sesiones.

Xantelasmas: Su tratamiento quirúrgico o con láser de CO2.

Siringomas: Su tratamiento es con cirugía o para mejores resultados cosméticos el láser de erbium o CO2.

Siempre con asesoría médica, pueden utilizarse productos disponibles para el contorno de los ojos, que sean hipoalergénicos, no irritantes y orientados al cuidado de esa delicada zona.

Coordenadas
•Doctora Susana Misticone
Telf.: 0212-662.7122

•Doctora Nohemí Ramos
Telf.: 0212-266.87.15

•Doctora Rossana de Jongh
Telf.: 0212-578.1317

http://www.estampas.com/belleza-y-moda/120311/la-delicada-piel-del-contorno-de-ojos